2711347851

A todos nos encantan esas estanterías o repisas que lucen tan limpias y minimalistas. Es muy agradable mostrar sus objetos y libros favoritos de una manera linda y agradable a la vista

Sin embargo, a veces es difícil lograr el look que estás buscando. Demasiados libros para almacenar, demasiados elementos decorativos y cosas arrumbadas. A pesar de todos los inconvenientes, siempre hay una forma de hacerlo funcionar.

El estilo monocromático, implica el uso de tonos en su mayoría blancos y negros con algunos colores neutros. Esto suele ser bastante difícil de conseguir si se eligen los elementos que se muestran solo por su estética. La mayoría de los libros tienen mucho color en sus portadas y eso puede ser un problema para lograr un objetivo monocromático.

Sigue estos sencillos pasos para encontrar una apariencia monocromática para sus estantes.

1. Selecciona tus libros y adornos favoritos:

El primer paso y el más importante para obtener una estantería o estantes de estilo hermoso es seleccionar TUS libros y artículos FAVORITOS.

Luego, selecciona aquellos elementos significativos que estarán en tus estantes. Con significativo, no me refiero solo a elementos con una gran historia o trasfondo detrás. Un libro puede ser significativo porque disfrutaste leyéndolo o porque aprendiste algo valioso con él, o simplemente porque te encantan las imágenes que contiene. Lo mismo ocurre con un elemento decorativo. Puede ser algo que compraste porque te encantó, algo que coleccionaste en un viaje, algún regalo que alguien te dio o algo que sacaste del jardín. Cualquier cosa especial y valiosa para ti es significativa.

Una estantería bien decorada te hará disfrutar más de ese espacio en tu hogar. Como este es el paso más importante, tómate tu tiempo para hacerlo bien y recuerda disfrutar el proceso. Una vez que hayas seleccionado tus elementos, estarás listo para comenzar.

Trata siempre de tener elementos que sirvan tanto para usos decorativos como prácticos para la habitación donde se exponen.

2. Vacíe sus estantes:

Quizás ya lo hiciste seleccionando tus artículos en el primer paso, pero vale la pena mencionarlo. Empieza a vaciar tus estantes si aún no lo están. Es mejor partir de un lienzo en blanco. Será más fácil para ti mantenerlo simple si comienzas sin nada.

3. Haz grupos de libros que estén relacionados:

 ¿Sabías que se estima que únicamente utilizamos el 20% de nuestro closetSeguro has pensado en algunos artículos que tienes guardado “para cuando baje de peso” o “para alguna ocasión especial” o simplemente te sientes más cómoda en cierta ropa y es la que usas constantemente.

Una vez que has utilizado algo, al momento de limpiarlo y colgarlo nuevamente, asegúrate de ponerlo hasta atrás en la línea de ropa a utilizar.

Esto ayudará a dos cosas: la primera, como ya mencionamos, darle vuelta a toda tu ropa y la segunda, no tendrás que dedicar mucho tiempo en la mañana a pensar qué ponerte.

4. Empieza a colocar tus libros dejando espacio entre los grupos:

Para crear la sensación “mínima” que estás buscando, necesitas hacer espacio entre los libros. Tienes que ver una gran parte de la pared o el fondo de tu estantería para que quede bien. La mejor y más práctica forma es comenzar a colocar los libros seleccionados por grupos en tus estanterías, dejando espacio entre los grupos.

Decide cuál es el mejor lugar para colocar tus libros creativos, tal vez junto a los libros de arte o de poesía. De esta forma también enfatizas los diferentes temas por áreas de la estantería o incluso por estanterías.

Hay varias formas de colocar sus libros:

  1. Colócalos verticalmente . Use los lados de la estantería y los sujetalibros para sostener sus libros si los coloca verticalmente.
  2. Colócalos horizontalmente. También puede usar libros colocados en forma horizontal para sostener esas verticales.
  3. Colócalos como si fueran obras de arte. Otra forma de colocar tus libros es como si fueran grabados u obras de arte. Seleccione los que tienen hermosas fundas. Si tiene imágenes, también puedes usar el interior del libro y colocarlas abiertas.

Si te gusta mantener las cosas lo más simples posible, usa macetas, plantas o velas como sujetalibros.

5. Diseña tus estantes con decoraciones:

Ahora que tus libros están organizados de manera inteligente, están colocados de manera hermosa y con una gran cantidad de espacio vacío en tus estantes; es hora de empezar a jugar con tus elementos decorativos.

Sería bueno hacer una selección de elementos con el mismo tema de color. Trata de mantener las cosas simples y coherentes.

Estos son algunos ejemplos de cómo decorar tus estanterías combinando elementos decorativos con libros:

  • Sé creativo con los sujetalibros: Puedes utilizar cuencos, ollas, jarrones, velas o piedras como sujetalibros. Además de sostener tus libros, crearán interés en la composición.
  • Cubre tus libros con una hermosa decoración: En el caso de libros apilados, siempre es una buena idea poner algún elemento encima. Puede ser alto o pequeño, dependiendo del subidón que quieras conseguir.
  • Utiliza grandes obras de arte o libros como pieza de acento: Si usas impresiones artísticas (o un libro como obra de arte), debe ser alto y grande. Puedes colocarlos de varios tamaños, los más pequeños frente al más grande.
  • O usa cualquier otra pieza de acento que te guste: También puedes colocar un elemento como punto focal principal, como una bandeja o un hermoso jarrón. Recuerda agregar algunos elementos más pequeños en sus lados para crear más interés en la composición.
  • Utiliza diferentes texturas y acabados: siempre será más interesante si añades elementos naturales como piedra, madera u hojas. Piensa también en los tonos metálicos.
  • Deja espacio entre objetos y grupos de libros: Recuerda que el espacio vacío es tu aliado para lograr una librería de estilo minimalista y que se vean más grandes y ordenadas.

No olvides que en Toderos, ¡te hacemos la vida fácil!